La Corte Nacional de Justicia confirmó mediante providencia la sentencia de 8 años de reclusión mayor ordinaria para los hermanos William y Roberto Isaías Dassum, expropietarios de Filanbanco, por el delito de peculado (malversación de fondos públicos) y negó el recurso de apelación que plantearon los exbanqueros para dejar sin efecto dicha sentencia.

La apelación a la sentencia también la solicitaron Juan Franco Porras, exgerente de Filanbanco y representante legal; Leonardo Navas Banchón, excontador de Filanbanco; y, Antonio Arenas Contreras, funcionario de esa entidad, a quienes también se les impuso una sentencia de 8 años de reclusión mayor ordinaria. (Revise aquí más sobre Caso Filanbanco)

Así mismo, la Corte Nacional ratificó la inocencia del exsuperintendente de Bancos, Jorge Egas Peña, y de Luis Jácome, exgerente del Banco Central del Ecuador, y se les revocaron todas las medidas “de carácter real”, según señala la resolución .

El delito de peculado está tipificado y sancionado en el artículo 257 del Código Penal.

Según esa providencia, los sentenciados deberán responder por los daños y perjuicios ocasionados por la quiebra de Filanbanco y cubrir los gastos en que incurrió el Estado por el trámite del proceso legal.

También se retiraron los derechos de ciudadanía a los sentenciados y se ordenó a las autoridades de Policía su localización y captura.

La ratificación de la sentencia se da casi dos años después de dictada la sentencia en donde a Egas y a Jácome se les impuso una prisión de tres años por cómplices.

El Gobierno del presidente Rafael Correa ha pedido formalmente a los Estados Unidos la extradición de los Isaías, la cual ha sido negada.